17 de mayo de 2010

MESON "LA CHULETA"

Caco con su habitual sonrisa
Caco con su mujer Azucena.

Los parroquianos no faltan
Manolo,"El Gato"

Caco, me invitó a una ración de patatas y un caldo

Hacia tiempo que quería hacer un reportaje de  el mesón "La Chuleta"conozco a su dueño hace tiempo de ir a tomar sus famosas "patatas bravas"y echar una buena charla con él.

Caco, como se le conoce, tiene una simpatía que hace muy atractiva su figura. Es habitual su buen humor y su sonrisa  que pone en su rostro un aire picarón muy peculiar.

Se pone todo interesante cuando le pido me cuente un poco su vida. Es un trabajador nato . Natural de Villalba de Guardo, ha trabajado en muy variadas profesiones: pastor de vacas, albañil, minero...

Desde  el año 66 hasta el 76, vivió en Alemania en "Selva Negra"

A su regreso, empezó a trabajar en el mesón y conoció a Azucena con la que se casó en el año 1982. Desde entonces regentan los dos este negocio familiar.

Sus patatas bravas, son algo típico del lugar. Siempre a la hora del aperitivo, está lleno de parroquianos que acuden a tomar su caña y una ración de tan delicioso manjar. Con las vacaciones de verano, Navidad, Semana Santa ...la clientela aumenta de una manera considerable. La gente que vive fuera, no quiere perderse la oportunidad de acercarse al mesón y disfrutar de unos momentos familiares.

El secreto está en la salsa...un secreto que él guarda celosamente. A lo sumo, de vez en cuando te obsequia con un bote de tan preciado tesoro para que te lo lleves a casa y hagas tu las patatas fritas.También tiene exquisitos pollos asados y comedor,  con menú del día.

Mientras contesta a mis preguntas, deja de atender la barra y alguno de los presentes se pone nervioso por la falta de atención. No se inmuta, está convencido de que su minuto de gloria en la red es muy importante en su vida y sonríe divertido.
Cerca de mi, una persona mayor, no deja de observarme con curiosidad y me lanzo  a preguntarle su nombre . Es Manolo "El Gato",  me responde un tercero que está al lado. Le hago una fotografía y le explico para que es, También él quiere aparecer en el reportaje, un anciano encantador.

Azucena se queda con la dirección de mi blog, para que lo puedan ver sus hijos, Juan Pablo y Azucena.

Caco con una sonrisa afectuosa, me invita a una ración de patatas y un caldo.¡Están buenísimas!

Antes de despedirme, me atrevo a robar la imagen de los últimos que acaban de llegar y les hago una foto. Son conocidos, no creo que les importe.

Saludo de nuevo a Caco y Azucena y me alejo del lugar feliz por el momento vivido




17 comentarios:

mariajesusparadela dijo...

Se está haciendo famoso en España y en el mundo: lástima que no existan las tapas virtuales y pudiéramos hacernos clientes en la distancia.

Elena dijo...

Precioso sitio para compartir y charlar con los amigos.
Me encantan estos mesones, creo que incluso se come mejor que en muchos restaurantes de prestigio.
Bonito mesón el tu amigo Caco.

Un beso.

emilio dijo...

Después de esto me voy a merendar... jajajaj.
Más que clienta, se te nota amiga.
Querida por todo tu pueblo, una gozada.

Un abrazo amiga.

Calvarian dijo...

Caco y La chuleta...uno de tantos clásicos de Guardo. Las patatas...quien no ha comido esas patatas en la comarca jejeje
Bésix

MAMÉ VALDÉS dijo...

Cada día que pasa me sorprende más el mundo bloguero, dentro de los blogs los hay de todos los tipos: políticos, deportivos, religiosos, culturales, etc, etc, todos super interesantes y muy trabajados, y me gustan mucho visitarlos, pero realmente de los que me hago seguidor y enlazo con el mío son los personales e íntimos, los que cuentan las cosas y vivencias que les suceden al autor a diario, y este es tu caso, me gusta las historias cotidianas que cuentas en el, y la de hoy no deja de serla, un saludo a Caco y a toda la clientela del mesón "La Chuleta".

Como siempre sigues siendo la cronista y reportera de tu comarca, un saludo.

Liliana G. dijo...

¡Qué divinooooooooooooo, Maripaz! Tu texto, tan bien ilustrado con las magníficas fotos, dan cuenta de un lugar entrañable. Es cierto, Caco tiene un porte genial, todo sonrisa, todo cariño. Se nota la calidez del lugar... ¡Me dan ganas de visitarlo! :)

Besos, Maripaz.

Eastriver dijo...

Apuesto, como María Jesús, por las tapas virtuales, jajaja. Gran reportaje.

Anna Jorba Ricart dijo...

Nos acercas las gentes del pueblo y es muy agradable decubrir en cada rincon a estas personas...

Las tapas...ni te cuento...
he acercado un palillo a ver si una me comía....
ummm¡¡ está bueniiiiisiiiiiiiiiima.

Un saludo.

caritabaston dijo...

Creo que ahí se tiene que tapear de lujo, con la pinta que tiene las patatas,dan ganas de mojar un "sopon" como decimos aqui, y Caco, que tiene una cara de bonachon que no veas como tiene que ser, Un saludo paratodos los del "Meson la Chuleta"...TONY..

Mª Ángeles Cantalapiedra dijo...

aunque son las 7 de la mañana, no me importaría tomarme esas bravas, menuda pinta tiene, bonito y emotivo repostaje, chapeau por ti

AROBOS dijo...

Pues tienen muy buena pinta el bar, los dueños y esas papas tan ricas. Si alguna vez voy por ahí, esa será una visita obligada. Saludos.

Juan dijo...

Ojalá que algún día les podamos visitar y probar tan rica especialidad.

Un abrazo.

Juan Antonio

Luis dijo...

Maripaz, estoy comenzando a pensar en un paseo por esos lugares.
Un saludo

Alfonso dijo...

Maripaz, te pareces cada vez más a Labordeta con un país en la mochila ¡cuántas cosas estamos aprendiendo, es como si viajaramos contigo ! :)

Cabefón dijo...

Me has hecho recordar cuando ibamos tomar los cortos o los vinos o los caldos con vinillo blanco toda la familia (mis tíos, mis hermanos, mi madre y un recuerdo especial para mi padre). Son momentos irrepetibles, que aunque no será lo mismo me gustaría repetir

El hermano de Calvarian

Maripaz Brugos dijo...

Queria aclarar que el pueblo donde nació Caco, es Villalba de Guardo.
No creo que haya cometido mas fallos...por lo demás, Caco esta encantado de haber posado para mi

Solitos dijo...

Gracias, Maripaz cada día me sorprendes mas y mas . Es maravilloso desde la lejanía poder estar durante unos momentos tan cerca de la patria y de nuestros paisanos.