22 de mayo de 2013

VIVE, Y DEJA VIVIR


Mi filosofía de vida desde hace unos años es: "vive, y deja vivir". Quizá tengo ya una edad en la que importan solamente pocas cosas. Me gusta refugiarme en lo importante y salpimentarlo con la sal y el sabor de la experiencia.
A nuestro alrededor nos acosan cobardes ladrones del tiempo que tratan de meterse en los pliegues del alma y asfixiarla con cuentos y leyendas de viejas.

Aborrezco lo altivo, lo orgulloso, lo prepotente...todo aquello que borre en mi horizonte la belleza de la sencillez.

Me gusta la gente que me mira a la cara y puedo leer el fondo de su alma.

De niña aprendí de mis mayores, unos valores que guardo como el mejor tesoro, la mejor herencia, y procuro que no me deslumbre el brillo que se extingue con el paso del tiempo.


Me gusta vivir mi propia vida como yo quiero vivirla y haciendo oídos sordos a los perros que ladran en mi camino. No me interesa la vida de nadie, ni como quiere vivirla.

Procuro enterrar el rencor de mis viejas heridas para volar en libertad.

Me rodean, familiares y amigos, pero en el fondo he llegado a la conclusión de que cada uno solo se tiene a si mismo y procuro que esa sea mi fuerza para seguir viviendo.

Tomo de los días, la caricia del sol, el beso de la aurora, la pureza del agua, el trino alegre de un pájaro, la sonrisa de un niño, la mirada tierna de un anciano.

Me gusta contemplar a los jóvenes, aprender de su pura inexperiencia, aunque parezca un contrasentido, porque todavía no han llegado a perder la belleza de lo genuino.

A veces río, otras lloro...me gusta cantar a la vida, al amor, a las cosas bonitas...intentando llenar mis días de sueños por cumplir.

Prefiero correr un riesgo y equivocarme, a quedarme quieta, doblegada por el miedo.

Me gusta confiar en los otros, aunque muchas veces experimente la traición.

Soy por naturaleza impulsiva, apasionada, esto me lleva a meter la pata muchas veces.

Reconozco que a veces puedo herir aunque no sea esa mi intención, no en vano tengo dentro de mi la naturaleza humana con todo lo bueno y lo malo.

No puedo comprender a esas personas que todo lo juzgan sin piedad, que llevan chismes de acá para allá con la velocidad del viento huracanado, y aunque no deseo mal a nadie, espero pacientemente a que un día se revuelquen en su propio vómito.

Por lo demás, tengo poco que perder. Amo la vida sencilla, la gente de mirada clara, me conformo con lo que la vida me regala.

Eso si, quiero saborear cada instante que tenga de vida, porque amo la vida apasionadamente.



13 comentarios:

Arantza G. dijo...

Maripaz, adelante con esa filosofía. No haces ningún mal a nadie. Transmites una personalidad muy humana, hay mucha gente a la que haces feliz. Y lo importante; que tú lo seas. Mis mejores deseos y todo mi cariño.
Un besazo y un cálido abrazo, reportera.

MAMÉ VALDÉS dijo...

Que pensamientos más humanos, creo que no hay nada más duro que "luchar a diario" contra tu congéneres, solo puedo decirte que no te quede nunca "quieta" cada día somos más los que pensamos como tu... un saludo desde Chipiona.

Pedro Luis López Pérez (PL.LP) dijo...

Como decía Quevedo:
"La Vida es un extraño vacío que la Muerte ocupa"...Vivamos y dejemos Vivir.
Muy buen Mensaje en este Post.
Abrazos y besos.

BELEN SANCHEZ HERRERO dijo...

Gran mensaje el que nos dejas. A la luz del corto periodo de vida, que se nos concede,debemos buscar tiempo para: Vivir, disfrutar y ser felices. Dicen que cuando uno no vive como piensa, acaba pensando como vive. No existe una receta para vivir que se adapte a todos.Hay personas, como tú Maripaz, que viven la vida, y hay otras que la sobreviven. Sigue viviendo la vida. Un besazo.

Darío dijo...

Sobre todo una cosa, ignorar a los perros que ladran porque sí... Un abrazo.

mariajesusparadela dijo...

Si te tienes a ti misma, lo tienes todo, porque eres la única persona que no te abandonará nunca, aunque quiera.
Quiérete y sigue con esa filosofía. Lo que piensen los demás no es cosa tuya. Allá ellos.

Caruano dijo...

Un beso, Maripaz. Sigue así. Así me gustas.

RAFAEL H. LIZARAZO dijo...

Es la mejor manera de vivir, a nuestra manera y sin complicaciones, sencillamente, sin afanes.

Un abrazo.

RECOMENZAR dijo...

vivir dejar vivir
disfrutar so¶ar amar
lindas tus letras

PEPE LASALA dijo...

Muy buena forma de pensar Maripaz, es la forma de ser feliz. Un fuerte abrazo y feliz fin de semana.

Isabel Martínez Barquero dijo...

Me gusta como eres, como sientes y como piensas.
No cambies, Maripaz.
Un beso.

María dijo...

Hoy precisamente pensaba que el amor mas incondicional que tengo, es mi amor y espero amar e cada día de mi vida. Eres valiente cuando dices todo aquello que los demás pensamos.

miniaturista dijo...

En ti he descubierto la belleza de la sencillez.
Tus mensajes siempre preciosos,algunos hay que saber leer entre líneas.
Comparto tus palabras.
Un abrazo
Maite