21 de mayo de 2012

BONIFACE OFOGO

Con motivo de una cena solidaria en favor de Monzambique en el Colegio amor de Dios, he tenido la oportunidad de conocer a Boniace Ofogo y escuchar sus magicos cuentos. Boniface Ofogo nació en Bodongo, una aldea del interior de Camerún . Entre la selva y la sabana. Sin luz ni agua potable. Sus habitantes cultivan el cacao y el maíz . Al anochecer se reunen en "El árbol de la palabra" para dialogar entre los vecinos y relatar cuentos.
El padre de Boni es considerado "maestro de la palabra" y él desde pequeño se alimento de los cuentos y leyendas de su etnia yambasa.
Boniface pudo venir  a estudiar a España con una beca de cooperación y se graduo en Filologia Hispánica. Hoy dia es requerido como cuentacuentos dada la importancia que tiene la tradición oral en el continente africano y que él lleva de manera particular en el fondo de su alma.
Fué una tarde donde grandes y pequeños pudieron disfrutar de los relatos de Boni  dejandose llevar de la magia y la sabiduria de sus cuentos.
Al final los niños le rodearon y le pidieron autógrafos, se hicieron fotografias con él, le besaron...
También yo quise hacerme una foto y felicitarle por su actuación. Le di una tarjeta con la dirección de mi Baúl y le prometí dedicarle una entrada.
Hubo además actuaciones de personas que quisieron colaborar con el colegio. Los padres, abuelos, profesores y demás invitados, disfrutaron de un ambiente festivo y alegre hasta que una escandalosa tormenta les hizo refugiarse en los soportales del colegio.
La emoción de la tarde podia verse reflejada en las caras infantiles cuando descubrieron en el cielo los maravillosos colores del arco irís.
Ha sido un placer conocer a Boni y disfrutar de una maravilosa tarde en mi colegio- yo he sido alumna- rodeada de tanta gente cercana.

10 comentarios:

Cansancio González dijo...

Otra perspectiva del mundo, quizá, no más valiosa, pero si, maravillosa. Un abrazo

Dilaida dijo...

Me encantan tus amigos.
Bicos

Aldabra dijo...

Como me hubiera gustado a mí estar en ese cuenta cuentos... tú sí que sabes, Maripaz, y además nos transmites esa magia de compartir momentos bonitos.

biquiños,

MAMÉ VALDÉS dijo...

Todo no va hacer vídeo juegos, está claro que tienes buenos amigos... un saludo.

Larisa dijo...

Tanta cultura -ya sea por tradición oral, como es el caso- como escrita lo único que genera es daño. ¿Qué más hace falta saber? ¿Acaso has visto un libro en las casas que Isabel Preyler o su hija Tamara muestran en 'Hola!'? ¿A que no lo has visto? Pues déjense de cultura, que sólo estropea las mentes, y céntrense en adquirir zapatos de suela roja y en hacerse el alisado japonés en el pelo.

Me parece patético cómo perdéis el tiempo. Por suerte yo no sé leer y escribir. Eso me honra.

Maripaz Brugos dijo...

Jajajaja, mi querida Larisa, siempre tan provocadora y mordaz.
Haciendo crítica de las celébritis y ricachonas que saben vivir muy bien, pero que quizá no son tan felices como nos venden.

Isabel Martínez Barquero dijo...

Boniface aún conserva en su sangre, por la impronta de su infancia, esa tradición oral, y se le nota. Quizá sus hijos ya no sean capaces de transmitir como él lo hace. Porque es cierto, aquí hemos perdido la costumbre de reunirnos a contar y escuchar historias (recuerdo una tía abuela que, en mi niñez, me narraba cuentos fabulosos a la caída de las tardes veraniegas).
Un precioso reportaje, Maripaz, lleno de la delicada sensibilidad que te caracteriza.
Un beso.

Abuela Ciber dijo...

Gratisimo lo que has compartido.ntercambio de vivencias es lo que falta, para que este mundo se pueda conectar mejor.

Cariños

Alfonso Saborido dijo...

Pero qué bonito Mari Paz, me encanta las culturas extranjeras, gracias por compartirlo!!

mercedespinto dijo...

Tus siempre sabes encontrar a las gentes con las que hay que estar.
Hermosa, instructiva y entrañable celebración. Un personaje interesante Boniface, del que hay mucho que aprender.
Un abrazo.